Viernes 3 de Diciembre de 2021

Hoy es Viernes 3 de Diciembre de 2021 y son las 14:03 Las opiniones o juicios vertidos en éste espacio, por entrevistados, columnistas, oyentes o seguidores de Kiosco Radio, son de exclusiva responsabilidad de quienes las expresen. No representan necesariamente el pensamiento, ni la línea editorial del medio.

ACTUALIDAD

11 de abril de 2019

Chocolate por la noticia: La industria golosinera es otra de las que se cae empujada por la crisis de los kioscos.

El consumo de golosinas de los argentinos cayó un 13,5%, al pasar de los 3,9 kilos per cápita al año en 2013 a los 3,2 kilos por habitante en 2018, de acuerdo a un relevamiento difundido por la Asociación de Distribuidores de Golosinas y Galletitas.

También surte efecto en la crisis la realidad de los kioscos, 28 mil cerrados en el último tiempo en todo el país por la crisis, lo que achicó las bocas de expendio.

De acuerdo al trabajo realizado por la consultora especializada Euromonitor “el mercado argentino de golosinas representó, en 2013, un volumen de ventas al consumidor final de 164.100 toneladas, cifra que para 2018 se redujo a 141.900 toneladas”. “Esta caída (un 13,5% en el último lustro) marca una leve retracción del mercado”, explicó el gerente de gestión de la asociación que nuclea a los golosineros.

El trabajo que fue presentado en ocasión de la Expo Golosinas, la ronda de negocios que reúne a fabricantes y distribuidores- precisó que esa disminución refleja que el consumo per cápita de los argentinos que cayó de 3,9kg en 2013 y de 3,2kg durante 2018.

Por su parte, el mercado de galletas dulces en todas sus variantes alcanzó un volumen de ventas de 369.000 toneladas en 2013, y de 376.500 toneladas en 2018 – un crecimiento del 2%-, hasta alcanzar un consumo per cápita actual de 8,4 kilogramos.

El mercado de golosinas se canaliza en un 75% a través de los kioscos, el resto es por supermercados y tiendas de conveniencia.

En ese segmento de comercialización, el directivo admitió que se esta viviendo una transformación de los puntos de venta producto de la suba de los costos de los alquileres de locales, los servicios de luz y agua y el peso de los impuestos.

“Estamos registrando un desplazamiento de locales más grandes a otros más chicos, e incluso se está dando el fenómeno del kiosco ventana” tal como se denomina en el sector al punto de venta instalado en viviendas con posibilidad de dar a la vía pública, explicó.

 

 

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!